Sábado 18 de Junio 2022
JORDI ALBA

En una finca de Sevilla: así fue la boda de Jordi Alba con estilo clásico e invitados del Barcelona

Jordi Alba se casó con la modelo Romarey Ventura.

Jordi Alba. Fuente: (Minuto en Cancha)Créditos: Minuto en Cancha
Escrito en FÚTBOL el

Hace un año, Jordi Alba anunció su compromiso con Romarey Ventura y, recientemente, confirmó que estaba en los preparativos para la celebración de su boda, que realizó en la ciudad de Sevilla.

Ahora, el jugador español y la modelo festejaron su casamiento rodeados de amigos y familiares cercanos, como así también de aquellos colegas del deportista que tienen una gran amistad con él, sin importar que sean de diferentes equipos o que hayan jugado juntos solo en la Selección de España.

El jugador se acercó a la puerta del lugar para hablar con la prensa. Fuente: (Instagram)

Entre la lista de invitados, estaban Lionel Messi y su esposa, con quienes compartió por años en el Barcelona, además de Koke y Santi Cazorla, los compañeros de Jordi Alba en la selección nacional. Otros de los asistentes fueron Sergio Ramos y Pilar Rubio, que viajaron desde París para llegar a la celebración de la pareja.

El evento se realizó en una hacienda llamada Orán, construida en el siglo XVII y ubicada en la localidad de Utrera, en Sevilla. La propiedad contó con todas las comodidades para los invitados de la pareja, hasta se dispuso de un aeródromo privado para aquellos que quisieran llegar en helicóptero.

La pareja se casó en una hacienda de Sevilla. Fuente: (Instagram)

Así fue la boda de Jordi Alba

El defensa del club azulgrana contrató a importantes chefs del país para que se encargaran del menú. Además, ambos eligieron una decoración inspirada en el Mediterráneo, por lo que tenía elementos clásicos en colores anaranjados y marrones, que iban muy bien con el estilo campestre del lugar.

El jugador se casó con la modelo después de más de cinco años de relación. Fuente: (Instagram)

Los novios llegaron en un auto Chrysler antiguo de lujo y, después de convertirse en marido y mujer, salieron hasta la puerta de la hacienda para hablar con la prensa y regalarles las primeras fotografías de su boda, especialmente una en la que se dieron un beso.

La ceremonia se llevó a cabo en el patio del lugar, un espacio que acondicionaron con sillas y una pequeña tarima para los novios, quienes estuvieron rodeados de sus invitados, entre los que estaban sus hijos, fruto de su relación de más de cinco años.