Martes 16 de Enero 2024
MOTOGP

Los curiosos elementos que no pueden faltar en el casco de Marc Márquez

Los pilotos personalizan este elemento de seguridad para sentirse representados.

Marc Márquez. Fuente: (Twitter)
Escrito en MÁS DEPORTES el

En el mundo del deporte siempre existieron amuletos, costumbres o acciones para cada deportista con el fin de traer buena suerte a sus competiciones. El motociclismo no se queda atrás y lo hace con un aspecto muy llamativo y a la vista de todos: los cascos de seguridad. Estos son personalizados por cada piloto, con el objetivo de llevar algo con lo que se identifiquen a lo largo de la carrera, y Marc Márquez no es una excepción a la regla.

Valentino Rossi fue quien comenzó a impulsar esta moda de la caracterización de los cascos protectores dentro del MotoGP. Por ello, el piloto de Honda y todo el resto de rivales siguieron sus pasos. Para Marc Márquez siempre hay tres elementos que se repiten en el diseño de su casco, que lo representan y lo distinguen del resto: una hormiga, el color rojo y el número 93.

En muchas ocasiones, los cascos llevan representaciones del país en el que corren el Gran Premio

La implementación constante de la imagen de una hormiga puede ser el más llamativo de los tres. Si bien es normal que algunos pilotos tengan apodos o se sientan identificados con algún animal, no lo es tanto con un insecto como este. Pero la razón es muy coherente, ya que el propio Marc Márquez ha explicado que esto se debe a que cuando daba sus primeros pasos en el deporte siempre era el más chico de los pilotos. Al tener tanto nivel, salteaba categorías y se enfrentaba a niños más grandes que él, por lo que la hormiga, al ser un insecto pequeño, trabajador, resistente y fuerte, le recuerda a sus inicios en el motociclismo.

En cuanto al color, el piloto seis veces campeón de MotoGP se adueñó del rojo. Tal y como lo hizo en su día Valentino Rossi con un llamativo amarillo, Marc Márquez porta su casco rojizo, que es su color favorito, a lo largo de todos los Gran Premios en los que compite.

Por último, Marc Márquez también se ha adueñado de un número dentro de la historia del motociclismo, el 93. Este es el año de su nacimiento, pero lo ha acompañado durante tanto tiempo en sus inicios dentro del deporte que decidió mantenerlo hasta en la máxima categoría. Ahora cualquier aficionado o persona que se adentre dentro del motociclismo, apenas vea el número 93 sabrá que es una referencia al gran piloto cervariense.

Shoei es la marca de casco más usada en el MotoGP y la que usa siempre Marc Márquez

La evolución de los cascos

La implementación de este indispensable método de seguridad comenzó en 1935, cuando Thomas Lawrence, héroe patriótico de Inglaterra, falleció en un accidente de moto. De esta manera, seis años después comenzó a ser obligatorio su uso. En el motociclismo, en 1967 Giacomo Agostini, una leyenda del deporte, comenzó a usar un casco integral por primera vez. Este tipo de cascos no solo cubrían la parte superior del cráneo, sino que ocupaban toda la cabeza.

Poco a poco evolucionaron con tecnología que brindaba más seguridad y, de hecho, cada vez aparecían más marcas que buscaban mejorar a los cascos. En la década de los ochenta se puso a la venta el primer caso de multifibra, mucho más resistente y seguro. Hoy en día estos son considerados “inteligentes” por la gran cantidad de nuevas implementaciones que tienen, ya que permiten que menos accidente fatales se den con el motociclismo