Sábado 13 de Enero 2024
MONEDAS

Descubre la rareza de la moneda de Fernando VII 8 reales 1821 Durango CG

Sumérgete en la historia numismática con la moneda de Fernando VII de 8 reales del año 1821, procedente de la ceca de Durango y con un valor estimado en 135 euros. Detalles como su conservación, el metal y su rareza la convierten en una pieza codiciada por coleccionistas.

Moneda de Fernando VII 8 reales 1821. Fuente: (Google).Moneda de Fernando VII 8 reales 1821. Fuente: (Google)Créditos: Google
Escrito en MÁS DEPORTES el

La moneda de Fernando VII de 8 reales del año 1821, acuñada en la ceca de Durango, es un tesoro numismático fascinante. Grabada en plata y con un diámetro de 39 mm, esta pieza, ensayada por CG, tiene una conservación catalogada como RC/BC-, mostrando signos de uso y desgaste propios de su historia. Esta moneda, con un peso actual de 26,94 gramos, está identificada en el catálogo CAL-1199, siendo una pieza de gran interés entre los coleccionistas.

La particularidad de esta moneda radica en su agujero tapado, lo que la hace aún más excepcional y escasa en el mercado numismático. Su rareza y singularidad le confieren un valor estimado en 135 euros, atrayendo la atención de los coleccionistas más exigentes que buscan piezas únicas para sus colecciones. Esta característica distintiva, junto con su historia y su conexión con el reinado de Fernando VII, la convierten en una adquisición apreciada por su valor histórico y numismático.

Moneda de Fernando VII 8 reales 1821. Fuente: (Google)

El valor de la moneda de Fernando VII de 8 reales de 1821 de la ceca de Durango va más allá de su apreciación monetaria: es un testimonio vivo de la historia y la numismática. Esta pieza, con su agujero tapado y su conservación RC/BC-, resalta la importancia de preservar el legado histórico a través de objetos que narran historias pasadas. Su escasez y su condición la convierten en un verdadero hallazgo para coleccionistas y amantes del arte numismático.

Moneda de Fernando VII 8 reales 1821. Fuente: (Google)

 

Esta moneda de Fernando VII de 8 reales de 1821 proveniente de la ceca de Durango, con su agujero tapado y su conservación RC/BC-, representa un fragmento tangible de la historia, transportándonos a una época llena de significado histórico y cultural. Su escasez en el mercado numismático la hace aún más preciada, siendo una adición extraordinaria para aquellos apasionados por la numismática y ávidos coleccionistas en búsqueda de piezas únicas que cuenten historias fascinantes del pasado.