Sábado 13 de Enero 2024
FÓRMULA 1

"Para sobrevivir los sábados": El divertido cruce entre Fernando Alonso y Max Verstappen luego del Gran Premio de Brasil

El asturiano se mostró de buen humor luego de la gran carrera realizada en Interlagos y así lo ha demostrado en las últimas horas.

Fernando Alonso y Max Verstappen.Fernando Alonso y Max Verstappen. Fuente: (Google)
Escrito en MÁS DEPORTES el

En la previa del Gran Premio de Brasil se había hablado y mucho sobre el desempeño de Fernando Alonso al frente de Aston Martin. Más teniendo en cuenta de que el asturiano tuvo que abandonar la carrera en dos oportunidades, algo que no le había ocurrido nunca hasta el momento en el equipo británico. Es por eso que el corredor español estaba con una mochila pesada a cuestas para poder salir de esa incómoda situación.

A pesar de que el fin de semana había comenzado con el pie izquierdo por el choque que sufrió con Esteban Ocon, Fernando Alonso ha demostrado, una vez más, por qué sigue siendo uno de los mejores pilotos de la Fórmula 1. El de Aston Martin culminó en la tercera posición, mientras que Max Verstappen y Lando Norris en la primera y segunda, respectivamente.

Fernando Alonso. Fuente: (Google)

Fernando Alonso protagonizó junto a Checo Pérez una de las mejores batallas que se han visto en el último tiempo en la Fórmula 1, lo que le valió el tercer lugar en el Gran Premio de Brasil. el asturiano estaba tan contento luego de la carrera que hasta se permitió bromear con Max Verstappen.

Max Verstappen. Fuente: (Google)

Y es que, en medio de la conferencia de prensa en la que estuvieron presentes el actual campeón de la Fórmula 1 y Lando Norris, el piloto de Aston Martin y el neerlandés bromearon sobre "Drive to survive", por lo que Max Verstappen le preguntó a Fernando Alonso si el pilotea para sobrevivir, a lo que el español respondió entre sonrisas que solamente lo hace para sobrevivir los sábados.

Piloto para sobrevivir los sábados.

Está claro que la gran carrera del día domingo le ha servido como una verdadera bocanada de aire para Aston Martin, quien venía con un bajón notable en las últimas carreras.